miércoles, 19 de diciembre de 2007

Mariano, el fugitivo

Hacía tiempo que no sabía nada de Mariano, hasta que la semana pasada recibí una carta suya. Está en prisión, cumpliendo dos condenas de 10 meses. Le llevé un asunto hará cosa de un año o año y medio: tenía una medida de alejamiento de su novia que incumplía sistemáticamente, hasta que, un buen día, apareció la policía en casa y se lo llevaron. De aquello no salió mal parado, no tanto por mis buenas artes, como por el hecho de que no tenía antecedentes penales. A los pocos meses me llamó por teléfono, estaba detenido y quería que le asistiera de nuevo, pero su familia –rancio abolengo de la ciudad– quiso designar a otro abogado, mejor, más experimentado y de más edad. Mariano acabó en prisión, de donde no ha salido desde entonces.
El viernes recibí un giro postal y una llamada desde la prisión. Mariano me contó –deprisa y corriendo– que su abogado no le cogía el teléfono, que no le iba a ver, que no le contestaba a sus cartas, que le habían tirado por tierra su clasificación a tercer grado y que tenía un juicio señalado para febrero que quería que se lo hiciera yo.
Le he prometido que haría todo lo que esté en mi mano: hoy voy a ver el asunto al juzgado y el jueves me iré a verle a prisión, porque es malo estar solo, especialmente en estas fechas y especialmente para un corazón atribulado. Y porque Mariano sufre por amor y, no sé por qué, me recuerda los lamentos de Lope por los que siento debilidad:
“creer que un cielo en un infierno cabe,
dar la vida y el alma a un desengaño:
esto es amor. Quien lo probó lo sabe”.

27 comentarios:

El futuro bloguero dijo...

Indudablemente eres una gran persona Néstor. No dejes que la vida te cambie. Mantente bueno. Pero no te ciegues con el amor y Lope que este Mariano tiene medidas de alejamiento, así que ya ha sido agresor o maltratador. Y encima según dices ya incumplía las medidas.

Esperemos que al salir no haga como tantos otros. Porque con tu mediación seguro que le sacas pronto. Figura.

Un abrazo.

Y lo de Orense?

Néstor Aparicio dijo...

Sielos, mira que eres rápido... Muchas gracias por todo, caray. Tendré en cuenta lo que me dices, no lo dudes.
Lo de Orense os lo cuento a finales de esta semana, en cuanto me envíen las fotos (y os pueda dar envidia).

Dulcinea dijo...

Por segunda vez en cuestión de minutos suscribo lo que dice Futblog.

Si hablaras con la novia a lo mejor tendrías otra percepción del asunto.

No sé, cuando alguien le levanta la mano a otro/a, mal asunto.

Lo de Lope de Vega, sublime, de caerse p'atrás.

Boo dijo...

Estoy de acuerdo con los otros comentarios.A mí estos amores que provocan órdenes de alejamiento me dan muy mala espina.Ya se ve que la novia no lo considera amor, y salvo que ella declare en falso...

mi-tacua-uy dijo...

Perdón por meterme, así, pero estoy en desacuerdo con los anteriores comentarios. Si Néstor es abogado, debe saber muy bien en que se está metiendo, tal vez mejor que nosotros. Seguramente tomará todas las precauciones. Pero lo que me parece fundamental, es que Néstor tiene enfrente una persona enferma, y presa. Y estamos en Adviento. Cuando estuve enfermo, preso y me visitaste, a Mí me lo hicisteis. No lo recuerdo textualmente pero esa es la idea.
Así que para mi, es estupendo todo lo que puedas hacer por mi tocayo, enfermo (psicológicamente) y preso.

Benita Pérez-Pardo dijo...

Néstor, la soledad es muy mala y más, como comentas, para un "corazón atribulado".

Ahora, sentimiento puede ser, amor no tanto. Creo que al pan, pan y al amor, amor. El amor bueno, el de verdad es el que se sacrifica por amor al otro, el que renuncia a un bien propio por el bien ajeno y eso, salvo injusticias graves- que puede seucerder, no lo niego- es incompatible con la medidas de alejamiento.

Mariano te agradecerá la visita. A lo mejor descubres porque llama amor a ese sentimiento confuso que le tiene recluído.

Un saludo

Benita Pérez-Pardo dijo...

Por cierto, gracias por la votación!!

Daky dijo...

hummm.... incumple la oreden.... repetidas veces.... y tú le ayudas... hummm.... no sé....

Nodisparenalpianista dijo...

Bueno, Néstor, espero que Mariano sepa entender la oportunidad que le estás dando paraque pueda salir del lío en el que anda metido. Igual tras esa mala experiencia se da cuenta de que lo que él estaba haciendo, según nos cuentas, era un horror similar al que ahora sufre él. Tengamos esperanza, misericordia, piedad, lo que sea, para que Mariano espabile y se gane a pulso el perdón de quienes sufrieron sus barrabasadas. Ojalá fuese así una Navidad de oro para todos los afectados.

Altea dijo...

Copio y pego el comentario precedente.
Y cuando seas experimentado, o perro viejo, como quieras, haz el favor de no volverte estirado, que ya ves cómo queda.

Ljudmila dijo...

Bueno he "caido" otra vez, y decías que no eras bueno ;) siempre y cuando no te escudes luego con un "toda persona es buena hasta que deja de serlo"

Juan Ignacio dijo...

Esta historia ha salido muy "buena", si es que vale el comentario...

Néstor dijo...

DULCINEA, la vida a veces es tan compleja que resulta difícil juzgar aún con todos los datos. Mariano es un pobre hombre -qué duda cabe-, pero tiene derecho a que le defiendan y, desde luego, a la piedad.
En realidad BOO, la novia (término más bien equívoco para definir su relación) también tiene sus propios problemas. Viven una relación tormentosa y pasional más bien extraña (el famoso ni contigo-ni sin tí).
MI-TACUA-UY, gracias por los ánimos. Lo cierto es que a veces ni siquiera yo sé lo que hay que hacer.
Lo cierto es que no sé, BENITA, si es amor lo que siente Mariano. No lo sé, pero tiempo tiene para reflexionar.
DAKY, no te inquietes, nada hay sospechoso en mi actuación. Los abogados somos así, ya sabes: defendemos los intereses de nuestros clientes (porque todo el mundo es inocente hasta que...).
PIANISTA, piedad pido para Mariano, en efecto, porque no es un trago de buen gusto para nadie.
ALTEA, trataré de no cambiar, pero la vida a veces te lleva donde no quieres.
Je, je, je... LJUDMILA, has vuelto a caer: corderos por lobos.
JUAN IGNACIO, me alegro que te gustara. Espero que todo acabe bien.

Dulcinea dijo...

Tenéis razón en lo del sufrimiento de Mariano, y por supuesto merece perdón, compasión y compañía. No pretendía juzgar a nadie, ¿quién soy yo para juzgar?. Sin embargo, en prisión o fuera de ella, hay demasiadas actitudes asquerosas que se escudan en los sentimientos, en el entorno, en las circunstancias.

Si eso fuera así, no habría posibilidades para los desposeídos en general. Y la realidad demuestra lo contrario. Mejor dicho, la realidad tiene muchos matices. Condiciones adversas que propician el delito no siempre dan sujetos que delinquen. Y en ambientes normalizados encuentras miserias que ni te imaginas.

También es cierto que en la cárcel ni está todos los que son, ni son todos los que están.

Virginia ( icam) dijo...

Muy bien me siento identificada con lo que has escrito, Enhorabuena.

juanjomolina dijo...

Néstor... esto está muy bien contado.
Como toda historia bien tranzada faltan elementos de juicio para acertar en un posible "diagnóstico" de la situación. ¿Me equivoco si digo que las buenas historias son las que hacen reflexionar al lector, y por eso no tienen un final cerrado? Por eso me parece que tu entrada es de diez... y sin peloteo. ¡Feliz Navidad, abogado!

ardiendoaunclavo dijo...

Qué gusto, Néstor. Da mucha alegría leer historias así: que las personas se preocupen por las personas, más aún cuando hay tantos problemas por medio.

(No te dije nada de la entrada del Castillo de Caracuel pero me pareció increíble).

Marta

Néstor dijo...

DULCINEA, sin ánimo de entrar en un debate sobre esta cuestión, pretendo haceros pensar que nos hemos acostumbrado a llamar "delincuente" a casi cualquier persona: un tipo que un día levanta la voz a su mujer, uno que conduce por encima del límite reglamentario o quien no paga la renta de su casa... No sé, pero mucho me temo que algo no va del todo bien en una sociedad excesivamente criminalizada.
Muchas gracias VIRGINIA -¿os han bajado ya las cuotas?-, me alegro que te guste y que te identifiques, porque en Madrid es más fácil deshumanizarse. Estás en tu casa, por cierto.
Cierto, JUANJO, cierto. Hay datos que no doy, porque violaría el secreto y otros que dejo abiertos, porque así es la vida: llena de oportunidades, para bien y para mal.
Ja, ja, ja, MARTA: te has ganado la bici (o ¿ya la ganaste?). Me jorobaría dar la razón al destructivo de Hobbes: creo que la historia del hombre es una historia de donación y solidaridad, de preocupación (muy navideño el mensaje...).

patzarella dijo...

Néstor, una vez más me dejas sin palabras... Es qué dices algo y me pongo a pensar en miles de cosas y puedo decir que tampoco sé... Y bien dices que nadie es culpable hasta que se demuestra lo contrario, ¿pero quién puede decirlo a ciencia cierta?, ¿quién realmente puede entrar en la conciencia de cualquier persona y saber sus intenciones?, ¿enfermedad?, ¿maldad?, ¿inocencia?, ¿un poco de todo? Todos tienen derecho -aún el más miserable- a tener una "ayudadita" porque de verdad creo que el ser humano así como puede hacer lo peor es capaz de lo mejor, pero para eso hace falta NO ESTAR SOLOS ;-)

Suerte y ya nos contarás cómo te fue !!! Y a Mariano que no se de por vencido. Siempre, aún en el lugar en el que está, puede hacer mucho bien por más mal que haya cometido antes....

Néstor Aparicio dijo...

Muchas gracias Paztarella, me han sonrojado un poco, la verdad. Os contaré el final, porque la historia promete.

Daky dijo...

ya se que no hay nada raro, estas cosas son asi.
Yo se que tarde o temprano, espero que mas, mucho mas tarde que temprano, necesitaré uno y espero (y desespero) que sea alguien bueno, muy bueno...

Néstor Aparicio dijo...

Esperemos DAKY, que no te haga falta un abogado para nada, nunca. Y te lo dice uno.

Dulcinea dijo...

Suerte para Mariano.

Y ahora... !Villancicos!

"Pero mira como beben,
los peces en el río,
pero mira como beben
por ver a Dios Nacido,
beben y beben
y vuelven a beber
los peces en el río,
por ver a Dios nacer"

PD ¿y si hace falta un abogado para armar follón en un blog? ;)

Virginia dijo...

Pues las cuotas de momento siguen como están aunque lo que lleva mas prisa es mejorar las retribuciones del turno que son de risa.
Hablando de villancicos dejo aquí la página del de la "oveja naranja"para el que no lo conozca que está realmente genial lo acabo de descubrir, felíz Navidad a todos!

http://www.youtube.com/watch?v=Mjf02qDAS9I

J. dijo...

Encerrado de si mismo. Mariano. La enfermedad de quien rompe aquello que ama.

Carlos RM dijo...

Que juzguen los jueces y que defiendan los abogados. Eso de querer sin que te quieran igual, de no saber perder incluso lo que no se tuvo suena muy humano. Feliz Natividad, también a Mariano.

Rodrigo dijo...

Sin duda, una nueva historia que me impulsa a terminar esta bendita carrera de derecho. Ayudar en nombre de Dios con herramientas que el derecho nos proporciona.
Unidos en oración. Paz y bien !